miércoles, 30 de abril de 2008

Don Juan Tenorio... "¡cuán largo me lo fiáis!"


El personaje de Don Juan es lo que se llama un mito literario. Es un personaje prototípico (para otro día un post sobre las diferencias entre arquetipo, prototipo, estereotipo y tipo maniqueo) de la literatura, esto es, reúne un conjunto de características fijas a lo largo de todas las obras en las que aparece, sean cuales sean los argumentos de las mismas. Es un personaje universal, porque caló tan hondo en el primer lector que se ha mantenido vivo y ha suscitado numerosas obras sobre su personalidad.
En español, la primera obra sobre Don Juan fue El Burlador de Sevilla y Convidado de Piedra (1630) de Tirso de Molina para las tablas. Pero el Don Juan más famoso sin duda alguna es Don Juan Tenorio (1844) de José Zorrilla.
Hay mucho que decir acerca de la popularidad e importancia de Don Juan. En primer lugar, como personaje romántico, su entidad es absolutamente subyugadora: chulo, temerario, enamoradizo, peleón, bebedor, jugador y juerguista, es todo lo que casi cualquier hombre le gustaría ser. Tiene la capacidad de rendir a cualquier mujer, y no sólo por su belleza: es deslenguado, resultón y arrogante.
Su vida es absolutamente trepidante, es rico, famoso, elegante y vive para el placer. Su característica principal y más fascinante es que jamás, jamás, jamás se enamora. Es su leit motiv, su principio vital, el único que nunca transgrede, el único que tiene, en realidad.
Lo interesante del personaje de de Zorrilla, la nota distintiva, es precisamente que el espectador puede comprobar hasta qué punto Don Juan será capaz de pasar por encima de su única regla inquebrantable por el amor de una novicia... ¡mientras sigue enamorando a otras mujeres! Es el más clásico ejemplo de obra romántica, porque incluye capa y espada, lances, desafíos, incendios, misivas de amor, monjas, tabernarios y redención por el amor.
La obra en sí es extraordinariamente sencilla. Su verso es variable, pero casi siempre octosílabo, y la rima se hace ripiosa en muchas ocasiones. Sin embargo, incluye pasajes de gran belleza lírica y altura poética, muchos de ellos conocidos hasta el aburrimiento. Es muy curioso comprobar que el tiempo en la obra es totalmente inverosímil, incluso Zorrilla, cuando renegó de su propia obra, llegó a escribir un artículo señalando todos sus fallos: "Estas horas de 200 minutos", escribía, "son exclusivas de mi Don Juan", lo que muestra cuán apresuradamente fue escrita.
Literariamente, el Don Juan de Tirso es mejor, su verso, su entidad, la resolución de su trama y su altura dramática, más elevados. Sin embargo, el Don Juan de Zorrilla es la culminación de un género, se ha convertido en lo más representativo del personaje, y su final, aunque no es del todo feliz, deja menos desasosegado al espectador.
Don Juan Tenorio es la obra más repuesta del teatro español. Es tradición representarla todos los días 1º de noviembre aún hoy. Es la obra de la que más fragmentos se recitan de memoria, incluso quienes no la han visto ni leído nunca.
Que, lamentablemente, son legión.

Tenéis una excelente edición en Cátedra. Letras Hispánicas.
También se encuentra la obra completa en la Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

7 comentarios:

Arc dijo...

Un excelente libro abre el telón de tu blog. Enhorabuena

El Frikilósofo dijo...

Mencanta!
Ya era hora de verte Criticar libros ;) a ver cuanto tiempo vas a pasar solazándote en tu blog!

AliciA dijo...

gracias a los dos, compañeros!

Fer dijo...

Ya te lo he dicho, pero quiero que quede escrito: la foto me recuerda a El Informal por motivos que me niego a explicar.

Me alegro de que vuelvas en plenitud al mundo del blog.

Bentornata!!

AliciA dijo...

Gracias, Fer!
No reniegues NUNCA del Informal! jeje...

Javier dijo...

Buenas!

Me alegra que hayas vuelto al mundo bloguero. Además, la idea de este nuevo blog me mola. Aunque admito que nunca me ha gustado mucho que me digan qué tengo que leer (me encanta eso de ir a una libreria y pasarme las horas eligiendo la próxima lectura), que sepas que tendré muy en cuenta tus opiniones.

Un saludo.

En el 5º anillo de Saturno dijo...

Espero ese post con las diferencias! La verdad es que nunca me las había preguntado..

Me verás a menudo por aquí

*Tuki